español   français   english   português

dph participe la coredem
fr.coredem.info

rechercher
...
dialogues, propositions, histoires pour une citoyenneté mondiale

Beneficios, riesgos y requerimientos de los proyectos de Aplicación Conjunta

(Bénéfices, risques et conditions requises pour les projets de mise en oeuvre conjointe)

Gerardo ALATORRE

05 / 1995

Metz considera que la aplicación conjunta (AC)conlleva importantes ventajas, en la medida en que puede frenar el incremento el previsible incremento en las emisiones del Tercer mundo, y ayudar así a reducir las emisiones globales. Además, generará nuevos flujos de capital (privado)del Norte al Sur, lo que es importante tomando en cuenta que el Fondo Mundial para el Medio Ambiente - GEF no tiene suficientes recursos para enfrentar el reto.

Sin embargo, tambien existen tres tipos de riesgos: de equidad, de soberanía y de fugas:

a)Existen temores de que la AC permitirá que los países industrializados mantengan sus patrones de producción y consumo, y sigan usando más espacio ambiental (en términos del efecto de invernadero)que el que les corresponde. Estos sentimientos, según el autor "podrían afectar el cuidadoso equilibrio logrado en la Convención entre las acciones de los países industrializados y las de los países en desarrollo".

b)La AC podría generar conflictos en torno a la tenencia de la tierra, sobre todo en proyectos de plantaciones. Implicaría contratos de largo plazo, seguros contra daños, eventual competencia por terrenos de potencial agrícola. Podría desviar recursos económicos y humanos hacia proyectos ajenos a las prioridades de desarrollo. Los financiadores podrían ejercer presión para que se importe tecnología, en lugar de propiciar el desarrollo endógeno. Finalmente, está la cuestión del "fruto más bajo": los países en desarrollo temen que los industrializados van a aprovechar las opciones más baratas para reducir emisiones; si llegara el día en que tuvieran que reducir sus emisiones por propia cuenta, se verían obligados a recurrir a opciones más caras.

c)La AC podría eliminar incentivos para que los países subdesarrollados más industrializados pasen a formar parte del Anexo I de la Convención (listado de los países con compromisos de limitación de emisiones). Por otra parte, hay riesgos de "doble contabilidad", en diferentes modalidades: Un país financiador exige que se le reconozcan créditos por cerrar plantas en su país, y créditos de AC por instalar en otro país una planta que, si bien es mejor que lo que hubiera ocurrido en el país anfitrión, es igual a la planta clausurada en casa). Los países industrializados podrían reclamar créditos por reducciones que de cualquier manera se hubieran producido. Por último, existe el riesgo de que, al tener acceso a medios de bajo costo, los países industrializados soslayen la necesidad de desarrollar tecnología nueva, más sostenible, que permita enfrentar el reto del cambio climático a largo plazo.

¿Cómo manejar la AC?

La reducción de emisiones debe ser real. Todo proyecto debe poder demostrar claramente que está permitiendo menores emisiones que las que de otra manera se habrían producido. Se ha sugerido un enfoque parcelado, que consideraría específicamente proyectos para los cuales pudiera definirse fácilmente un punto de partida, como por ejemplo el mejoramiento de la eficiencia de un sistema distrital de calefacción existente. Está por verse si este enfoque puede aplicarse a una escala mayor.

Para permitir un equilibrio entre acciones locales y acciones en otros paises, se propone un sistema de acreditación parcial: El crédito por las reducciones obtenidas con un proyecto de AC se reparte entre país financiador y país anfitrión. Un determinado porcentaje podría usarse para acreditación contra futuros compromisos de las Partes. Podían también ponerse restricciones respecto a la proporción que las reducciones por proyectos de AC guardarían con respecto a las emisiones propias (por decir algo, 5% de las emisiones propias)y con respecto a las reducciones totales del país financiador (digamos no más del 25%).

Otro mecanismo posible sería un fondo central de compra-venta: se definiría un precio (por ejemplo $10 US dlls./ tonelada de carbono)y se obtendrían créditos a ese precio. Después el fondo llevaría a cabo proyectos, con costos menores, lo que permitiría aumentar su incidencia y obtener mayores reducciones.

Por último, menciona el autor la necesidad de que los proyectos de AC se ajusten a las prioridades del país anfitrión, tomando en cuenta la aceptación social. También hay que definir la vida útil de cada proyecto, para evitar que un país anfitrión quede atado para siempre a un contrato de AC. Podría decirse que los créditos por AC se "concesionan" al país financiador durante un período determinado.

Mots-clés

méthodologie


,

Notes

En: "Criteria for joint implementation under the Framework Convention on Climate Change". Memoria del taller celebrado en Southampton, Bermuda, del 9 al 11 de enero de 1994.

Source

Thèse et mémoire ; Compte rendu de colloque, conférence, séminaire,…

METZ,Bert, Ministerio holandés de Vivienda, Planeación y Medio Ambiente., Joint implementation as a financing instrument for global reductions in greenhouse gas emissions., The Woods Hole Research Center, 1994/01 (ESTADOS UNIDOS)

GEA (Grupo de Estudios Ambientales) - Allende N°7 Col. Sta.Ursula Coapa. México D.F. 04650 MEXICO - Tel: 56 17 90 27, 56 17 29 87 y 56 19 28 92 - Mexique - www.gea-ac.org - gea (@) laneta.apc.org

contact plan du site mentions légales